El pasado 19 de septiembre del 2017 se registró un sismo de 7.1 grados en escala Richter con epicentro en Morelos, lo que provocó que muchos edificios y casas colapsaran y algunos otros fueran declarados como inhabitables por lo que tuvieron que ser desalojados, dejando un gran número de damnificados.

Lamentamos todo lo ocurrido en el país y los invitamos a seguir apoyando, ya sea con mano de obra, con víveres o con depósitos en efectivo a cuentas verificadas. Hoy más que nunca México nos necesita, demostremos lo grandes que somos unidos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *