Termos

Un termo es un recipiente que sirve para mantener líquidos a cierta temperatura. Los termos pueden ser usados con bebidas frías o bebidas calientes.

Los termos están compuestos de la siguiente forma: en el interior del recipiente hay un vacío que se genera debido una separación que existe entre las capas dentro del termo, este vacío ocasiona un aislamiento térmico que ayuda a mantener los líquidos calientes o fríos. Para un mejor aprovechamiento del espacio en los termos, la segunda capa del recipiente suele estar forrada de metal.

Se podría considerar a un termo como una botella grande que contiene a otra botella más pequeña, la diferencia es que éstas están selladas en una misma boquilla. El espacio vacío no funciona como transmisor de calor o frío, por ello impide que la temperatura de los líquidos guardados en el recipiente se escape.

La única forma en la que puede escapar la temperatura de los termos es al momento en que es abierta la botella. Sin embargo, si el termo no es abierto con frecuencia, será posible mantener la temperatura de una bebida durante un lapso prolongado.

En sus inicios, los termos eran fabricados de vidrio, hoy en día la gran mayoría de los termos son fabricados con metal, o con algún otro tipo de materiales. Actualmente existen termos fabricados con materiales sustentables como la fibra de bambú. Este tipo de termos son muy resistentes y eficaces para mantener un líquido caliente o frío.

Los termos de bambú son productos sustentables que no dañan el ambiente, pues al ser desechados, los materiales con los que se fabrican, se degradan completamente, evitando que se generen más desperdicios en el planeta.

Los diseños de los termos de bambú pueden variar, pero generalmente tienen estilos sofisticados que proporcionan un toque natural y funcional. Algunos de estos termos de bambú cuentan con aislamiento al vacío de doble pared, lo que aumenta el tiempo en que una bebida se puede mantener caliente dentro del recipiente.